viernes, 20 de enero de 2006

¡¡¡Santos Pepinillos, Batman!!!

[...] y a los amantes de la aventura. Los amantes del puro escapismo, los amantes del entretenimiento sin adulterar, los amantes de lo ridículo y lo bizarro... A todos los amantes de la diversión va dedicada respetuosamente esta película... (breve escena de beso)... Si hemos pasado por alto algún grupo característico de amantes, nos disculpamos por ello. -Los Productores.


Con semejante presentación justo antes de los títulos de crédito no nos queda más remedio que prepararnos para disfrutar de una segura OBRA MAESTRA del 7º arte. Y es que hoy vamos a diseccionar la película definitiva del superhéroe definitivo (o casi): Batman (de 1966).

Cuando Batman (Adam West) y Robin (Burt Ward) advierten que el Comodoro Schmidlapp (Reginald Denny) está en peligro a bordo de su yate, planean una misión de rescate. ¡Pero el plan está ideado por cuatro de los villanos más poderosos, que buscan derrotar a la pareja una vez más y para siempre!. Armados con un deshidratador que puede convertir a las personas en polvo, ¡los cuatro temibles intentarán dominar el mundo!. ¿Podrá el Duo Maravilla usar su heroísmo y estupendos gadgets para derrotar a la Mujer Gata (una ultrasexy Lee Meriwether, en lugar de la mítica Julie Newmar), congelar al Pingüino (Burgess Meredith), eclipsar al Arlequín (Cesar Romero, con bigote bajo la pintura blanca), y confundir al Acertijos (Frank Gorshin) a tiempo?.

Si alguien no recuerda los "Boom!", "Crash!", "Bam!"... que levante la mano. Si alguien no ha tarareado jamás el "nanananananana BATMANNNN" que no se me duerma. La mítica serie basada en el hombre murciélago que naciese en el legendario nº 27 de la revista Detective Comics ha sido de culto allá donde se ha emitido . Sus actores principales y muchos de los secundarios se conviertieron en mitos entre los aficionados. Fueron tres temporadas de 35, 61 y 27 capítulos cada una. Y por supuesto la ultra-popera película que nos ocupa.

Según parece, la presente película, en un inicio, era el episodio piloto de la serie televisiva de los 60: introducía a los villanos cruciales de la misma, el Arlequín, la Mujer Gata, el Acertijos y el Pingüino (a quienes acompañan como servidores un grupo de piratas).

Desgraciadamente sus altos costes aconsejarían retrasar el rodaje, que tendría lugar en las "vacaciones" entre la primera y segunda temporada, y en su lugar se produjeron episodios más económicos. Una vez visto el éxito, con ese guión se decidió realizar una película para cines, que sería exportada al mundo entero -y que, de paso, serviría de presentación en el extranjero para la serie y para su teórica y consiguiente venta-. Así, se aprovechaban los caros gadgets utilizados en el film para la producción televisiva (también se repicarían planos, como el de la salida de la batcueva, presente en prácticamente todos los capítulos de la serie). Un inteligente plan, en suma.

Las constantes de la serie aparecen fielmente reflejadas en la película, ofreciéndose en la práctica un capítulo más, sólo que de mayor duración y con más medios (hay profusión de planos aéreos y una gran diversidad de decorados exteriores); sin embargo, el dinamismo resulta equivalente y, nada más finalizarse los créditos iniciales, la acción ya es imparable hasta el final, si bien el guión se permite ofrecer un simpático idilio entre Bruce Wayne y el personaje de Miss Kitka (que es la Mujer Gata disfrazada), que parodia todas las convenciones del más rancio cine romántico (West y Meriwether con las frentes apoyadas y con expresión de cretino sentimentalismo); esa parodia del género romántico, que deriva en mofa hacia el cine familiar, tiene su punto de efervescencia cuando, ya en casa de la Mujer Gata, ella ofrece a Bruce Wayne ¡un cacao!, mientras ella sale a ponerse algo más cómodo.

El guión, con toda lógica, pertenecía a Lorenzo Semple Jr., el creador de la serie y todas sus características. Para la realización, sin embargo, se contó con Leslie Martinson, que sólo había dirigido un capítulo de la primera temporada interpretado por el Pingüino y que no volvería a trabajar en la misma.

La ironía, por lo demás, está tan presente como en cualquier episodio de la serie. Cabe resaltar, ya en los mismos títulos de crédito, la forma en que aparecen los dos protagonistas: Adam West entra en el campo de un foco haciendo gestos ¡gatunos! con las manos y, cuando parece percibir la atención sobre él, adquiere modales serios; Burt Ward efectúa el característico gesto de golpearse la palma de la mano con el puño de la otra, gesto que le ha hecho merecer el odio de innúmeros fans del cómic.

Otros detalles dignos de resaltar por su mordacidad son el delfín suicida que se sacrifica por salvar a los héroes; el tiburón (de corchopán 100%) repleto de explosivos que se engancha a la pierna de Batman mientras este le mete de piñas, consiguiendo finalmente zafarse de tan mortal enemigo gracias al bat-spray repelente de tiburones; ver a Alfred conduciendo el batmóvil provisto de antifaz; el emisor morse (en forma de gato) del que dispone la Mujer Gata, que despide un sonido a modo de maullidos; o la más antológica de las escenas: Batman trata de deshacerse de una bomba y sale corriendo con el fin de arrojarla al mar; en su precipitada carrera se cruzará con una serie de personas a las que habrá de esquivar para evitarles el peligro, así una pareja de monjas, una mujer con un cochecito, una banda del Ejército de Salvación, otra vez las monjas..., hasta que llega al muelle, va a arrojar la bomba y encuentra unos patitos sobre el agua, por lo cual habrá de seguir la huida.

La realización de Martinson se ajusta con sobriedad a los indicativos que caracterizan la serie, como es la aplicación de un cromatismo exuberante de tonos pastel, la utilización continuada de los encuadres inclinados (todo ello para proporcionar un carácter visual acorde con sus orígenes en el cómic) y, sobre todo, las famosísimas onomatopeyas sobreimpresionadas (que en la película, por desgracia, son pocas). En definitiva, delirio POP en estado puro.

Pero si por algo ha pasado a la historia del cine este maravilloso espectáculo es por sus G-E-N-I-A-L-E-S diálogos... a los que dedicaremos un post para tratarlos como se merecen (que ya me estaba saliendo un poco largo esto).

¿Conseguirá el Redronin publicar la continuación del post ante de que acabe el año? ¿Podrán los estudios y las prácticas en la bodega salirse con la suya y acabar de una vez por todas con el POP-Blog?¿Leerá esto alguien?... Si quieres saber la respuesta no dudes en volver a escribir la misma POP-Dirección a la misma POP-Hora que te de la mismísima gana...........(tiruriruriru Roninnn)

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Me gusta mucho como describes la peli con tanta gracia y desde luego tienes mucha razón, ¿quién no ha tarareado alguna vez esa canción? Te ha faltado comentar el estupendo vestuario del que disponian, parece que ahora batman se viste de Dior cuando antes lo hacía de Agata Ruiz de la Prada...
nananananananana batman...

Elia dijo...

Diosssssssssssss santooooooooooooooo!!!!
Es cierto que tu blog es de colores chillones!

xD

Besos.

Navegante dijo...

Como suele ocurrir en los trabajos académicos, las referencias vienen a decir lo mismo pero uno se entera mejor. Ahi están, que creo que faltaba ponerlas. Saludos.

http://pasadizo.com/peliculas2.jhtml?cod=516&sec=8
http://www.sendit.com/video/item/7000000001052
http://www.cinefantastico.com/film.php?id=24

redronin1b dijo...

Sr Navegante tiene vd mas razon que un santo, la falta de tiempo, la cercania de los examenes y un par de cuestiones mas que no vienen al caso me han hecho anarrosear algo mas literalmente de lo aconsejado por el decoro, un par de buenas páginas cinéfilas, a modo de zapping internautil.
De todos modos en un exceso de celo se ha adelantado vd a mis deseos ya que al finalizar el 2º post (no olvide que a modo de los capitulos de la serie, el post esta dividido en 2) pretendia aportar las señas de esas magnificas páginas que vd señala (o al menos de 2 de ellas pq la pag "http://www.sendit.com/video/item/7000000001052" no la habia visitado en mi vida.

De todos modos le agradezco que esté atento, ya que eso solo es en beneficio del blog...